PURO CHILE

EL FASCISMO Y EL COMUNISMO

Muchas personas defienden sus posiciones diciendo que no son fascistas, argumentan algunas cosas absurdas como que el fascismo es tan estatista como el comunismo. Todos sabemos que en el comunismo de Estado es el centro plenipotenciario de todo. Este se confunde en su aspecto político con el aspecto económico. Para entender mejor esto, tenemos el ejemplo de China Continental, que preserva un gobierno político de comunismo con un solo partido mandando en todo, pero en el aspecto económico es una economía de mercado y quiere que todos los países que comercializan con ella reconozcan eso. Se trata de una dualidad extraña: un gobierno político comunista y una economía capitalista con bolsa de valores.

En el fascismo original, había una fuerte presencia del Estado como fuente de poder, pero no se metía mucho en la parte económica que era administrada por la empresa privada. Había una dictadura de partido único que daba las directrices, por donde la economía debería ir. La fiscalizaba, pero no la administraba. Ahí está la gran diferencia con los comunistas, pues el Estado comunista ADMINISTRA todo emprendimiento comercial, industrial y de servicios de cualquier tamaño. Los cuales pueden ir en una sola dirección, la indicada por la planificación del Estado y no pueden salirse de ahí.

Hoy, en forma resumida, llamamos fascistas a los partidarios de la dictadura de derecha y comunistas los partidarios de una dictadura de izquierda (marxista). Estos últimos no pueden llamarse solamente de izquierdistas, pues en la tercera vía o tercera posición están los Demócratas, entre los cuales pueden haber izquierdistas (izquierda Democrática), de centro y de derecha (derecha Democrática).

La característica principal de los Demócratas es que son partidarios del pluripartidismo (generalmente sin comunistas ni fascistas permitidos), de la libertad de expresión, del respeto a todo y a todos, de las elecciones limpias imparciales y sin subterfugios gangsters, de la propiedad privada, del respeto al sector privado, de los emprendimientos (100% o mixtos), de la libertad de entrar y salir del país, del respeto y tolerancia por la opinión de la oposición, de la separación real delos poderes de la nación, de la independencia de la FFAA.

En resumen, tenemos cuatro grandes blocos en que podemos agrupar los sistemas políticos (solamente los sistemas políticos, exceptuando los sistemas económicos). (1) Los DEMÓCRATAS (de la derecha, del centro y dela izquierda); (2) Los fascistas practican la dictadura con partido único o sin partido (como Pinochet); (3) los marxistas-comunistas también practican la dictadura omnipotente del partido único y (4) los sistemas dictatoriales o semidictatoriales religiosos.

Los sistemas democráticos normalmente practican una economía de mercado en base al capitalismo mixto (parte estatal y parte privada). Los partidos de la Democracia son rivales en su disputa por el poder temporario. Y la rotación en el poder es una característica fundamental.

Los fascistas generalmente practican un capitalismo predominantemente privado con fuerte influencia Estatal, pero administrados en forma privada. Ya los marxistas-comunistas practican la bien conocida dictadura opresora de todos en los moldes del Imperialismo Marxista con un capitalismo 100% estatal; y por último tenemos las dictaduras religiosas que tienen una economía mixta, algunas de ellas fuertemente estatales y otras fuertemente privadas.

Boric, candidato a la presidencia de Chile, quiere cambiar el sistema Democrático de Chile por un sistema marxista, con el Estado dueño de todo.

Salió en las redes sociales de Chile:

“LA IZQUIERDA (MARXISTA) USA LA VIOLENCIA PORQUE HA PERDIDO LA BATALLA DE LAS IDEAS”.

Comentario: Con Boric, la violencia será incontrolable (y legal). Con KAST, la violencia será punida.

Deja un comentario

Scroll hacia arriba
A %d blogueros les gusta esto: