PURO CHILE

LOS SOCIOS

Muchos nos preguntamos ¿por qué los comunistas avanzan en tamaño si eles son una minoría? ¿Por qué influencian nuestra vida si son tan pocos? ¿Por qué se sienten con fuerza para defender los gobiernos dictatoriales marxistas? ¿Por qué ahora son más fuertes que antes de Pinochet? ¿Por qué ellos salen en la página principal de los diarios demócratas y los propios demócratas van en las páginas de dentro y, a veces, ni salen? ¿Por qué lo que dice un comunista, con toda seguridad, será motivo de difusión, y lo que diga un demócrata talvez ni sea considerado? ¿Por qué son entrevistados en forma destacada por los canales de TV? La respuesta es una sola: los “tontos útiles”.

¿Quiénes son los “tontos útiles”?. Respuesta: Son todos los que siendo “no comunistas” (por lo menos eso es lo que dicen), hacen cosas que solo benefician a los comunistas. Estos tontos útiles son de dos tipos bien clásicos: los directos y los indirectos. Los directos son los más asquerosos en su acción; son los que propician condiciones de proselitismo a los comunistas. No solo hacen alianzas con ellos, sino que los prosetilizan. Son los que autorizan que sean entrevistados por grandes redes de TV, grandes periódicos, grandes comentaristas, que saben que después de instalado el comunismo serán todos eliminados “ipso facto”.  Después de nada adelanta llorar sobre la leche derramada. La dictadura (muy dura) ya estará instalada, y lo único permitido será gritar “viva la revolución”. Muchos partirán para Miami y “borrón y cuenta nueva”. Los Trabajadores seremos obligados a quedar aquí y, como siempre, “pagaremos el pato”.

Los “tontos útiles” indirectos son tan responsables por el surgimiento y solidificación de los comunistas como los otros tontos útiles. Son los que se dicen “anticomunistas”, pero en sus empresas pagan salarios de hambre a sus funcionarios, son los que ostentan riquezas y no se contentan con una casa o mansión, sino que con dos o tres, lo mismo con los autos. No se contentan con pasar vacaciones en Chile, sino que van a Europa y USA con toda la familia. Son los que gritan porque el Socialismo Democrático propone que paguen el 50% de sus utilidades al Estado. Son los que llaman a los Socialistas Democráticos de comunistas, de socialistas, de marcianos, etc. Para ellos no importa que los Socialistas Democráticos detestemos el marxismo (somos contra el marxismo), lo que importa es que queremos que paguen sus impuestos con dinero y no con una “sonrisa” o con corrupción, y no paguen nada. No queremos eso.

También hay “tontos útiles” en los gobiernos idiotas, principalmente de la derecha medio ciega. Son los que se niegan a pagar un auxilio permanente por el periodo que dure la epidemia a los más pobres. Por eso es que aparecen verdaderas locas sacando la plata de las jubilaciones de los Trabajadores para que ellos puedan vivir, dejándoles un futuro obscuro. Son los que niegan dar energías mínimas gratis a los hogares de los Trabajadores más necesitados. Son los que colocan impuestos a los remedios y a los alimentos básicos. Son los que ni piensan en construir millones de viviendas populares y arrendarlas a precios subvencionados a los Trabajadores pobres. Son los que establecen un seguro cesantía que ni da para comprar comida. Por todo esto – y por mucho más –, los tontos útiles son verdaderos “SOCIOS” de los comunistas. El comunismo se congela, haciendo un chile más solidario, con más justicia social. Claro que colocarlo fuera de la ley ayuda bastante.

¿En la nueva Constitución chilena deberíamos preocuparnos de esto? ¡Opine! Es su derecho.

Deja un comentario

Scroll hacia arriba
A %d blogueros les gusta esto: